... ... a letter for the stars: We Love Live In The Living

20 mayo 2007

We Love Live In The Living


Iniciativas como la que ayer se pudo disfrutar en Valencia son de esas que cualquier aficionado a la música nunca debería perderse. Poder disfrutar en un espacio íntimo y reducido (y muy muy agradable) de bandas de la calidad y talla de Gilbertástico, UKE y Mist es un auténtico lujo para esos pocos afortunados que acudieron ayer a un estudio del Barrio Del Carmen de Valencia, lugar escogido para celebrar el primer Live In The Living en esta ciudad.
Sobre las 21´45 y cuando los alrededor de 30 asistentes se habían acomodado, Rick Treffers, maestro de ceremonias, abrió el fuego con la presentación del proyecto (que consistió de quince minutos de actuación de cada artista, un descanso y otro cuarto de hora de música por banda) y del valenciano Gilbertástico,que sorprendió a propios y a extraños con su enorme voz y buenas composiciones que acompañaban unas ácidas y divertidas letras que, por momentos, consiguieron arrancar sonrisas de los asistentes. A continuación, la audiencia quedó absolutamente encandilada con el preciosismo minimal de las melodias de UKE, que acompañados incluso por los más variopintos instrumentos de juguete pusieron a flor de piel las emociones de los que allí nos encontrabamos mientras repasaban temas de su magnífico "Boreal" y de lo que, tras el verano, será el primer largo de UKE. Por último, el plato fuerte, con Rick (solo con su guitarra) repasando en acústico parte del excepcional repertorio de Mist, que nos guió al final de la velada con el público acompañando a Rick en sus últimos temas.
La comunión entre público y artista se hizo latente tanto en los descansos como en las propias actuaciones creando una atmósfera única que dejo un delicioso sabor de boca a todos los presentes.
Esperemos que Pilar y todo el staff de Live In The Living continuen apostando por este fenomenal proyecto que es toda una "rara avis" dentro del panorama musical independiente de nuestro pais. Nosotros lo apoyaremos y protegeremos, lo sentimos como una pequeña parte de nosotros.